Exposición colectiva: Galeria Cànem / anna talens, mar arza y marta espinach / 16 de Octubre de 2011

por antalens

Terminamos con la exposición itinerante que reúne la obra de estas tres artistas, hoy día 16 de Septiembre en la Galeria Cànem de Castelló. Esperamos que os guste.

ANNA TALENS / Acariciar un campo peligroso / Cesta verde / Collar de castigo / Imagen de la obra de Anna Talens en la galería Cànem de Castellón.

Para más información:

http://www.galeriacanem.com/

Precioso texto escrito por los amigos de Valencia Fashion, mil gracias:

Anna Talens investiga por igual el objeto manufacturado tanto como el objeto encontrado. Pero la cuidada selección de sus propuestas deslinda las diferencias entre lo creado y lo agenciado, entre sus obras y entre el mundo circundante. No hay para la artista separación entre arte y vida. Es su mirada la que nos guía hacia qué dirigir nuestro interés. Ella cierne lo que le rodea, de modo que lo sutil, caiga del lado del arte.Levedad, siguiendo una de las máximas de Italo Calvino, podría ser una de las pautas de la artista.

El “Tamiz para el viento”, llevaría este modo de hacer a su máxima expresión, pues solamente atrapa lo más ligero. Ella parece sentir predilección por la poética que generan cedazos y tamices. Estos son objetos que sirven para atrapar lo casi inaprensible, lo volátil. En el otro lado de esa poética estaría eso apenas aprensible. Dentro de dicho ámbito, las plumas, los pequeños papeles, los filamentos, son una constante en el trabajo de Talens.

La fragilidad, va unida a la levedad, y a la manera de percibir sus piezas. Aunque en ocasiones coloque alguna pieza en el límite de su estabilidad, no es ésta la opción habitual. Sentimos la fragilidad de su obra por la delicadeza, tanto de los materiales, como en el modo de emplearlos y disponerlos.

No genera Anna Talens en términos de perfección matemática sino de precisión orgánica. Los animales, las hojas de las plantas, los seres vivos en general, no guardan exacta simetría ni igualdad aunque se rijan por patrones de reproducción. Así lo manufacturado por ella sigue el orden de la naturaleza. Hay un concierto pero no una exactitud. Hay creación pero no clonación.

También detectamos que los colores escogidos basculan entre una amplia gama de blancos contrapuestos a tonos quebrados. Los terciarios ya sean pardos, azules, verdes y naranjas, con matices textiles y metálicos, son los tonos híbridos representativos del mundo de Anna Talens en el que la pureza existe pero sólo conceptualmente. La belleza de sus objetos reside en la pureza de sus intenciones, de sus conexiones, de sus seducciones.

Texto completo